“Vigopedia”

Eduardo Galovart: ´Debemos aprender a valorar lo que tenemos y defender más lo nuestro´

El vigués realiza un recorrido por la historia y los secretos de la ciudad
pablo galán 26.08.2014 | 13:56

Eduardo Galovart muestra su blog, “Vigopedia”. // Marta G. Brea

Tras muchos años recopilando información, Eduardo Galovart, que trabaja como médico en Fátima, se decidió el pasado mes de marzo a lanzar el blog “Vigopedia”, en el que recopila la historia de Vigo, curiosidades sobre la ciudad, etc. Un proyecto que pretende reivindicar a la localidad, todas las maravillas que hay en ella y que le ha originado más de 55.000 visitas en cuatro meses. Cuenta además con un perfil de twitter y una página en facebook.

-¿Cómo nace el interés por este proyecto?

-Mis padres, mi abuelo, que aunque son de fuera, han estado muy contentos viviendo en Vigo y siempre me han contado cosas. Además, siempre me ha gustado la historia y he tenido la suerte de conocer unas cuentas personas que estaban todavía más enamorados que yo de la ciudad, como Tucho García, Genaro Borrás o Julio Babé. Y como no, también leyendo libros, a gente como Lalo Vázquez Gil, que fue cronista de FARO.

-¿Llevaba mucho tiempo trabajando en él?

-Llevaba un año y medio recopilando cosas pero hasta que tuviera todo estructurado y fuera algo serio no quería subirlo. Me puse la fecha simbólica del 28 de marzo, de la Reconquista, para iniciarlo.

-¿Cómo surge el nombre de “Vigopedia”?

-Tenía una cuenta de twitter, “Vigohistoria”. Al querer hacer el blog, un amigo me convenció de que cambiara el nombre. Al final se me ocurrió “Vigopedia” basándome en la Wikipedia, porque todos los contenidos iban a estar ligados.

-¿Cuánto tiempo le roba este hobby?

-Mínimo un par de horas cada día. La base es el blog, pero para darlo a conocer hice una página de facebook en la que voy actualizando con frecuencia.

-¿Desconocen los vigueses muchas cosas de su ciudad?

-Muchísimas. Primero, porque somos 300.000 habitantes de orígenes muy diversos. Después, porque Vigo tiene una idiosincrasia muy característica, es una ciudad maltratada y la gente le va perdiendo apego. Mi idea es que aprendamos a valorar a lo que tenemos, que nos guste más nuestra ciudad y defenderla más.

-¿Se valora poco Vigo a sí misma?

-Los vigueses somos los que menos valoramos Vigo. Se la enseñamos a cualquiera de fuera y a la mayoría les encanta. Quizá pasa porque se han hecho muchas cosas mal, urbanísticamente ha sido un desastre. A principios del siglo XX, Vigo era la perla del Atlántico, pero a partir de los años 60 se perdió muchísimo aunque sigue habiendo edificios como el Bonín, que podría estar en cualquier ciudad grande de Europa. Hay cosas maravillosas, se aprende a amar una ciudad conociéndola.

-¿Uno de sus objetivos es reivindicar la ciudad?

-Claro. Ahora mismo estoy encantado con lo que se está haciendo en el Casco Vello. Teníamos todo esto destrozado y muerto. Falta todo el Berbés pero imagino que a lo largo se solucionará, trato de ser optimista. Peor no se puede hacer.

-¿Hay algo que le llamase especialmente la atención?

-Un túnel que había desde Príncipe hasta Marqués de Valladares y la Alameda. Quedan dos bocas que ahora están tapiadas. También las placitas, fuentes, que hay en el Casco Vello. Por ejemplo, una en la calle Poboadores, la Barroca, descrita en un libro de Taboada Leal, que fue pionero en escribir un libro sobre Vigo en 1840, una referencia para saber de la ciudad que además fue médico como yo.

-Trata también el origen de muchas calles.

– Me apetecía dar a conocer quién fue Urzaiz, García Barbón porque esa es la época más interesante de la ciudad, la de finales del siglo XIX, principios del XX. Tuvimos mucha suerte de que existiese gente como ellos.

-¿La “Vigopedia” tiene cuerda para rato?

-Como me dijo una amiga, es un proyecto que nunca se acaba y aún me falta muchísimo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *